Las ensaladas también son para deportistas

Comer en verano es un quebradero de cabeza y más aún si necesitamos energía para seguir con nuestro entrenamiento. Un básico del tiempo de canícula son las comidas fresquitas como ensaladas, sopas frías, etc. Todo fresquito, cargado de vítaminas y apenas sin cocinar que a nadie le apetece nada ponerse delante de los fogones con estas temperaturas.Hoy nos alejamos un poco de nuestras tendencias, aplicaciones y el mundo de la innovación fitness en general para darte unas ideas para comer bien y fresquito. Seguro que estas ensaladas te abren el apetito que el calor se empeña en cerrar.

Nuestra primera apuesta es una fuente de hidratación: te proponemos una ensalada de hojas verdes a base de brotes tiernos, canónigos, cogollitos de lechuga, espinacas y rúcula con ¡sandía! Si te apetece seguir con un puntito más cítrico alíñala con aceite de oliva virgen extra y zumo de limón,  para que sea un cóctel de vitaminas y por supuesto sírvela bien fresquita. Igual que sandía puedes probar con otras frutas hasta encontrar la que más te gusta y mejor te sienta. Con este plato tendrás vitaminas y agua para reabastecer todo tu cuerpo, si después vas a entrenar recomendamos un segundo a base de pescado o carne a la plancha, otra opción es añadir queso o pavo a la ensalada.

SAM_1807

Otra ensalada con frutas que está más cerca de una macedonía pero te sentará de lujo a cualquier hora del día. Incluye melón, uvas, piña, mango, limón… Una carga detox y perfecta si retienes líquidos por las propiedades diuréticas de la piña. Corta el melón y la piña en dados de un tamaño adecuado para poder comerlos fácilmente. y ahora viene lo bueno, rocíalo todo con el juego de un limón y déjalo reposar en la nevera. Antes de servirlo mezcla con una batidora el mando y un yogur y añádelo a tu ensalada, ¿no te parece rico? Pues además es sano y lleno de vitaminas y proteínas perfectas para el gimnasio. Lo ideal es que tomes un segundo que incluya hidratos de carbono para tener energía.

dieta-sana

Nuestra siguiente receta, requiere un poco más de elaboración o en concreto de fogones porque comer frío todos los días tampoco es saludable, según estudios médicos parece que la comida templada se asimila mejor y por ello te proponemos una ensalada templada, sencilla y ¡riquísima! Lo primero que necesitas es una escarola, una granada, ajo, aceite, sal y unas gambas o langostinos crudos. Lava la escarola y trocéala, añade los granos de la granada y pon un ajito picado en la sartén, pela la gambas y ponlas en la sarten, una vez estén listas las gambas al ajillo ponlas con el aceite incluido en la ensalada y ¡a comer!

8174765720_4dc17d5e2b_c

Con estas recetas vas a triunfar este veranito, aunque también son un buen plato para el invierno porque comer fruta, verdura y hortalizas es bueno en cualquier época. ¿Cuál es tu receta estrella para este tiempo?

Related Post
Comentarios
  • Bea 1 octubre, 2016 Reply

    Me han encantado los menus!! Gracias!! Alguno mas para el otoño?

    • Fisico 4 octubre, 2016 Reply

      ¡No lo teníamos pensado, pero ahora que nos lo sugieres, lo mismo nos animamos a publicar algunas propuestas saludables para esta temporada! 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.