Concepto de minfulness

Mindfulness, da un giro a tu vida

¿Habías oído hablar del mindfulness? Se trata de una técnica y filosofía de vida que busca alcanzar en estado de absoluta conciencia y plena concentración gracias a la respiración. Su objetivo es que nuestra mente esté mucho menos dispersa y sea capaz de enfocarse en la actividad que estemos haciendo.

En la era digital en la que nos encontramos, estar concentrados en una sola tarea es algo prácticamente imposible. Cuando estamos trabajando, por ejemplo, estamos a la vez atendiendo a la conversación que tiene lugar enfrente entre algunos compañeros, navegando por redes, hablando por whatsapp con algún contacto y leyendo las últimas noticias en un periódico online. Según algunos estudios, podemos estar plenamente concentrados en algo durante unos 11 minutos de media; a partir de ese momento nuestra mente comienza a divagar, a pensar en otras cosas y, en general, a dispersarse. Y… como consecuencia no aprovechamos el tiempo como deberíamos, se nos van acumulando las tareas, lo que implica más estrés

 

Los orígenes del mindfulness

Aunque hayamos asumido esto como algo normal, realmente es un problema, ya que suele provocar situaciones de estrés, ansiedad y una sensación de agobio constante en nuestro día a día. Ante esta problemática nace el concepto de mindfulness como filosofía de vida que se ha ido extendiendo a casi todos los ámbitos, ¡y es que nadie se libra de padecer estos síntomas!.

Para hablar del mindfulness nos tenemos que remontar a 2500 años atrás, aunque es desde hace unos 30 años cuando los países occidentales lo descubrieron y comenzaron a ponerlo en práctica. Su origen es budista, pero las enseñanzas que propone no tienen ningún componente de esta cultura. Concretamente se inspira en un tipo de concentración denominada Vipassana, cuya máxima es la auto-observación para tomar conciencia de la realidad.

 

práctica del yoga para conseguir mindfulness

 

La concentración como forma de vida

 En muchas ocasiones, nos proponemos centrarnos en algo para conseguir realizar mejor esa tarea, pero incluso proponiéndonos eso nos sometemos continuamente a estímulos que rompen con esa concentración. Cuando el cerebro se encuentra trabajando en varias tareas a la vez es mucho menos analítico y no es capaz de relacionar bien los conceptos, por eso, debemos ordenar nuestra mente, y para ello hay que estructurar las tareas. Primero, nos concentramos solo en una, poniendo todos nuestros sentidos en ella, y luego, continuamos con la siguiente. Así, conseguiremos un mayor éxito en ambas y, aunque parezca que vamos a dedicarle más tiempo al separarlas, al estar centrado solo en una seremos mucho más productivos.

Todo esto no solo hará que reduzcas el estrés y la ansiedad de tu día a día, sino que tengas las ideas más claras. Si tu trabajo es creativo tendrás la mente mucho más despejada y las ideas que te vendrán serán mucho más ocurrentes y lúcidas.

Pero el mindfulness no tiene solo estos beneficios, ya que, si consigues dedicarte solo a una tarea y concentrarte en ella, serás mucho más consciente de ti mismo. Así disfrutarás más de lo que estás haciendo: ya estemos hablando de un hobby o de algo más profesional.

 

El entrenamiento, fundamental para conseguir objetivos

 Probablemente si te has planteado eliminar el ruido de fondo de tu mente gracias al mindfulness, no lo logres a la primera. Es una técnica que, como todas, requiere de práctica. La técnica adecuada se basa en la consecución de ejercicios basados en la respiración concentrándote en ella y centrándote en el “aquí” y en el “ahora”.

Sería aconsejable dedicar a esta tarea unos 30 o 40 minutos al día siempre en un lugar tranquilo, alejado de posibles interrupciones y centrándote totalmente en tu respiración, sintiendo cada órgano de tu cuerpo y dejando la mente en blanco. En fisico contamos con actividades como yoga, pilates, body balance o tai chi que te ayudarán en tu entrenamiento: a conocer la posición correcta para meditar, a asimilar las técnicas adecuadas y a ser capaz de concentrarte y lograr un estado de armonía entre tu mente y tu cuerpo.

Con un algo de entrenamiento y una mentalidad adecuada, en poco tiempo serás capaz de enfocar mucho mejor tu concentración, centrar tu mente en lo que estás haciendo en ese momento y así convertirte en alguien mucho más productivo, liberado de cargas como el estrés o la ansiedad.

 

Fisico
fisico

FISICO, Ultimate Fitness Concept. Conocidos como el gimnasio más innovador de España, vivimos cada día el fitness con pasión, ilusión y responsabilidad. Ven y crea con nosotros el fitness del mañana.

Related Post
Comentarios
  • irene martin 12 noviembre, 2017 Reply

    Siempre se ha dicho mente sana in corpore sano, es muy importante estar centrado para tener un vida sana

    • Fisico 13 noviembre, 2017 Reply

      ¡Gracias por tu opinión, Irene! Así es, igual de importante es mantener nuestra mente sana no sólo de manera previa al ejercicio para prepararnos y mentalizarnos, sino también durante y después de practicar cualquier actividad física. Dominar nuestra mente facilita y puede llegar a mejorar muchísimo el rendimiento. Todo un arte que recomendamos descubrir y cultivar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Dejar un comentario